Análisis

RC Celta 2017/18: Buscando volver a Europa tras una temporada histórica

La pasada temporada del conjunto vigués fue una de las mejores (si no la mejor) de su historia. En ella, el equipo dirigido por Eduardo Berizzo disputó las semifinales de la Europa League y de la Copa del Rey, quedando en ambos casos a tan solo un gol de la anhelada final. Los celestes ilusionaron con su juego y con su entrega a toda una ciudad y una afición que se mostró muy orgullosa de su equipo, el cual tenía la ambición necesaria para poder ganar a «cualquier rival».

Pese a la brillante temporada del equipo celeste, al finalizar ésta hubo cambio en los banquillos de Balaídos. El club no llegó a un acuerdo con Berizzo para su renovación y Juan Carlos Unzué será el encargado de liderar al equipo gallego, que disputará su temporada número 52 en primera división, durante sus 94 años de historia.

Los partidos como local se disputan en el Estadio Municipal de Balaídos, con capacidad para aproximadamente 29000 espectadores (22500 de ellos son abonados, según los datos del club). Este estadio fue inaugurado en 1928 y actualmente se encuentra en obras. Durante las dos pasadas temporadas se llevó a cabo la reforma de las gradas de tribuna alta y baja, junto con la renovación de los vestuarios y sala de prensa, entre otras zonas. Actualmente, se está realizando la reforma de otras de las gradas más grandes del estadio (río alto y bajo) que, en principio, iba a estar finalizada antes del inicio de la temporada, pero se va a alargar más de lo previsto.

El RC Celta cuenta con un presupuesto cercano a los 40 millones de euros, situado de esta forma entre los equipos modestos de la máxima categoría del fútbol español. Tras haber tenido graves problemas económicos y haber entrado en ley concursal en el año 2008 (para reducir una deuda de cercana a los 85 millones de euros), actualmente el conjunto vigués presenta unas cuentas saneadas y una buena situación económica.

Objetivos de la temporada

El RC Celta inicia esta temporada 2017/18 con el objetivo de desempeñar un buen papel en el campeonato liguero, que le permita acabar en año en puestos de acceso a competiciones europeas, para que los celestes vuelvan a disfrutar de grandes noches europeas como lo hicieron en la pasada campaña.

Sistema de juego

El equipo celeste buscará seguir siendo dueño del esférico y conseguir las victorias a través de la posesión y del buen juego, tal y como sucedió en los últimos años. Sin embargo, Unzué introducirá variaciones en el esquema de juego respecto al desplegado por los pupilos de el Toto Berizzo. Se espera que las principales novedades sean en el aspecto defensivo, pasando a defender por zona, en lugar de la defensa individual característica del entrenador argentino. Durante los partidos de pretemporada se observó esa intención de Unzué de que su equipo despliegue un juego de toque y control del partido gracias a la posesión.

Las despedidas

Pape Cheikh se marchó rumbo al Olympique de Lyon por 10 millones de euros (más cuatro en variables), convirtiéndose así en la segunda venta más cara de la historia del club (solo por detrás de los 18 millones que pagó el Manchester City por Nolito). El canterano se despidió del club y de la afición de manera ejemplar y emotiva. Otros cuatro de los jugadores de la primera plantilla, Carles Planas, Álvaro Lemos, Giussepe Rossi Señé abandonaron este verano las filas de Celta y jugarán la próxima temporada en el Girona, Lens, Fiorentina y Cultural Leonesa, respectivamente. Además, el defensa David Costas pasará esta temporada en el Barcelona B, en calidad de cedido. El delantero Claudio Beauvue también salió como cedido, en este caso al Leganés.

El 17 y 18 de agosto, el club celeste comunicó que los centrocampistas Marcelo DíazÁlex López, respectivamente, se desvinculaban del Celta. Durante la pretemporada, Unzué había indicado que no contaba con ellos de cara al próximo curso. Alex López se despidió a través de una emotiva carta, en la que se mostró afortunado por todas las experiencias vividas vistiendo la celeste y agradeció a toda la gente del club, a sus compañeros y a la afición el cariño recibido durante todos estos años. El ferrolano será jugador del Sporting de Gijón, donde se reencontrará con Paco Herrera.

Las llegadas

La primera incorporación de este mercado veraniego fue el joven delantero Maxi Gómez, procedente del Defensor Sporting (4,30 millones de euros). El corpulento delantero uruguayo de 21 años se presume que luchará, principalmente con Guidetti, por conseguir un puesto en la punta de ataque. Tras la pretemporada, en la cual anotó dos goles, indicó que se encuentra con buenas sensaciones y que la principal petición de Unzué es que “no salga del área y las pelotas terminen en gol”.

Jozabed Sanchéz, que llegó en condición de cedido durante el pasado mercado invernal, fue finalmente fichado por 3,5 millones de euros tras llegar a un acuerdo con el Fulham. El mediapunta andaluz se adaptó muy bien al equipo y pasó a ser el duodécimo jugador para Eduardo Berizzo. Participó en 28 partidos, en los cuales anotó dos goles y repartió cuatro asistencias.

Stanislav Lobotka, mediocentro eslovaco de 22 años, llegó al conjunto vigués procedente del Nordsjælland por 5 millones de euros. Destaca por ser un buen organizador de juego, gracias a su gran conducción de balón y potencia física.

A falta de dos días para el cierre del mercado llegó el último fichaje, Emre Mor. El delantero turco de tan solo veinte años es el fichaje estrella del verano y generó gran ilusión entre del celtismo, ya que se trata de un joven con gran proyección, habilidoso y con capacidad de desborde. Llegó a Vigo procedente del Borussia Dortmund por 10 millones de euros (más 2,5 en variables), pasando a ser el segundo fichaje más caro de la historia del club olívico.

Cuerpo técnico

El principal cambio en el conjunto celeste fue el que tuvo lugar en el banquillo. Eduardo Berizzo y su equipo fueron los principales culpables de los éxitos del equipo vigués durante los últimos años. Sin embargo, el contrato del técnico argentino finalizaba el pasado mes de junio y la directiva decidió que no continuase alegando diferencias en el proyecto deseado por ambas partes, pero sin haber dado mayores explicaciones, algo que no gustó entre la afición celeste.

Juan Carlos Unzué y su equipo serán los encargados de estar al frente del banquillo del conjunto olívico. Ya conocen al Celta, pues estuvieron en Vigo durante la temporada 2013/14, cuando Luis Enrique estaba al frente del equipo. Robert Moreno será a partir de ahora el segundo entrenador, Rafa Pol el preparador físico, Nando Villa el entrenador de porteros y Juan J. García  Cota el jefe de los servicios médicos del conjunto celeste.

Pantilla

Porteros:

  • Sergio Álvarez: la pasada campaña luchó por la titularidad con Rubén y acabó consiguiéndola. “O gato de Catoira” realizó brillantes intervenciones en partidos decisivos, especialmente durante la Europa League.
  • Rubén Blanco: el joven mosense, que la pasada temporada tuvo mala suerte con las lesiones, le disputará la titularidad a Sergio.
  • Ivan Villar: el cantero, portero del filial celeste durante la anterior campaña, decidió pasar a formar parte de la primera plantilla y competir con los otros dos guardametas por el puesto en el once.

Defensas:

  • Hugo Mallo: el canterano celeste pasó a ser el capitán del equipo tras la marcha de Augusto Fernández en diciembre de 2015. Se encuentra en la mejor etapa de su carrera y es uno de los pilares del conjunto vigués. Imprescindible en la defensa, cada año aporta un mayor carácter ofensivo por la banda derecha. La pasada temporada disputó 41 partidos y anotó 3 goles.
  • Fontás: el central catalán se caracteriza por su capacidad para sacar el balón jugado. Esta será su quinta temporada en el equipo celeste.
  • Jonny: el joven canterano sonó como deseado por numerosos equipos a lo largo de este mercado veraniego, pero parece que seguirá en Vigo. Puede jugar por ambas bandas.
  • Sergi Gómez: el papel del central catalán parece que perdió un poco de importancia durante el último curso, pero intentará recuperar su mejor nivel y ganarse un hueco en el once de Unzué.
  • Gustavo Cabral: uno de los pilares defensivos. El central argentino está en un buen estado de forma y se presume que será uno de los defensas del once titular en este comienzo de temporada.
  • Facundo Roncaglia: destaca su polivalencia, ya que puede jugar tanto en el centro de la defensa, como en ambos laterales. Ya adaptado, su importancia fue cada vez mayor durante la pasada campaña, en la que además anotó 3 goles. Esta será su segunda temporada en Vigo.

Centrocampistas:

  • Radoja: el serbio es uno de los pilares del centro de campo celeste y uno de los jugadores que más minutos disputó la pasada temporada. Desempeña una gran labor en tareas defensivas y ayuda al equipo en la salida del balón y en la organización de las jugadas de ataque. Su ausencia sobre el terreno de juego siempre se nota.
  • Pablo Hernández: esta será la cuarta temporada del internacional chileno en Vigo. Criticado por algunos en sus inicios, actualmente es uno de los jugadores más destacados del mediocampo celeste. Lucha por cada balón y despeña un papel muy importante tanto en ataque como en defensa. Fundamental en el juego aéreo.
  • Wass: el internacional danés es otro de los jugadores que más minutos disputó la pasada campaña. Creativo, aporta un toque de magia al ataque celeste.
  • Jozabed: su adaptación fue rápida y prometedora. Se espera que el mediapunta vaya teniendo cada vez más protagonismo en el conjunto vigués.
  • Lobotka: grandes expectativas depositadas en uno de los fichajes de este mercado veraniego.

Delanteros:

  • John Guidetti: el carismático delantero sueco luchará por un puesto en el ataque celeste. Adaptado al equipo, cada vez ha disfrutado de más minutos y, junto con Aspas y Sisto, formaban el frente de ataque preferido por Berizzo a finales de la pasada campaña. Durante el último amistoso de pretemporada, ante la Roma, se fracturó la clavícula derecha. Fue operado satisfactoriamente y se espera que esté de baja unas seis semanas. Esta será su tercera temporada en Vigo, donde se ganó el cariño de los aficionados desde el primer momento.
  • Iago Aspas: el canterano es el líder del equipo sobre el terreno de juego. Cuarto máximo anotador de la Liga Santander durante la pasada temporada con 19 goles en su haber (26 entre las tres competiciones), tan solo por detrás de Messi, Luis Suárez y Cristiano. Imprescindible en el ataque celeste.
  • Pione Sisto: el joven internacional danés es una de las mayores promesas del equipo celeste. Destaca por su rapidez y desborde y aporta diferentes recursos en el ataque. Esta será su segunda temporada en Vigo, donde cada vez ha tenido un mayor protagonismo en el once.
  • Emre Mor: el joven delantero turco es una de las grandes promesas del equipo celeste. Su fichaje generó gran ilusión entre todo el celtismo.
  • Andrew Hjulsager: el danés llegó al conjunto celeste durante el pasado mercado invernal. La pasada temporada disfrutó de muy pocos minutos, pero espera tener un rol más importante este año. El internacional sub-21, que hizo una buena actuación en el Europeo de este verano, parece que convence a Unzué.
  • Maxi Gómez: el nuevo fichaje en el frente de ataque que luchará por ganarse un puesto en el once.

Once ideal

A la espera de conocer la adaptación de los nuevos fichajes se podría indicar el siguiente once ideal, que es el que eligió Unzué para el último partido de pretemporada disputado en Balaídos ante la Roma.

Posible once ideal del RC Celta(vía: footballuser.com)

Fotomontaje: @NasuOtraMovida

Síganme en @an_drea3 y sigan toda la información y actualidad deportiva en @SextoAnillo, en www.facebook.com/sextoanillo o en nuestro Instagram: sextoanillo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *