Ciclismo Crónica Tour de Francia

Le Roi Alaphilippe se corona en Épernay

El ciclista galo Julien Alaphilippe (Deceuninck-Quick-Step), ha dado una portentosa exhibición al imponerse en solitario en la meta de Épernay, tras un espectacular ataque en la Côte de Mutigny a 15 kms de meta.

La tercera etapa del Tour de Francia ha transcurrido entre la localidad belga de Binche y la francesa de Épernay con dos tramos bien diferenciados: los primeros 150 kms casi planos, y un recorrido rompepiernas en los 65 kms del final.

Las subidas a la Côte de Nanteuil-la-Forêt (4ª. 1,1 km. al 6,8%), la Côte d’Hautvillers (3ª, 900 metros al 10,5%), la Côte de Champillon (3ª, 1,8 km. al 6,6%) y la Côte de Mutigny, (3ª, 900 metros al 12,2%) con bonificaciones para los primeros en coronar, suponían un reto y una oportunidad para los ciclistas más osados y combativos.

Letour.fr

A priori, un recorrido final apto para valientes en el que los favoritos a ganar en París tendrían que estar muy atentos para no perder tiempo.

Al poco de darse el banderazo de salida, cinco corredores saltaron del pelotón para protagonizar la fuga del día. El quinteto estaba formado por Tim Wellens (Lotto-Soudal), Paul Orselin (Direct-Energie), Yoann Offredo (Wanty-Gobert), Anthony Delaplace (Arkea-Samsic) y Stephane Rossetto (Cofidis).

Los fugados llegaron a tener más de 6 minutos de ventaja, pero según se iban acercando a Reims, el pelotón iba recortando poco a poco las diferencias. Tim Wellens, decidió poner tierra de por medio a falta de 50 kms de meta, tomando rápidamente ventaja con respecto a sus compañeros fugados.

El pelotón, comandado por Deceuninck-Quick-Step, comenzó a incrementar sustancialmente el ritmo, ya que Tim Wellens suponía una amenaza real si se le dejaba excesivo tiempo. A 25 kms de meta el líder Mike Teunissen (Jumbo Visma) comenzaba a pasar apuros ante el duro ritmo impuesto por Astana.

A 20 kms de meta Tim Wellens mantenía poco más de un minuto de ventaja sobre el pelotón, y seguía pasando en cabeza todas las cotas puntuables, lo que le valdría enfundarse el maillot de lunares rojos al final de la etapa.

La carrera se iba a decidir en la cota bonificable de Mutigny, Julien Alaphilippe (Deceuninck) lanzó un furibundo ataque en las rampas más duras alcanzando a Wellens (pinchado) tras pasar la pancarta del alto. En el descenso  se lanzó «a tumba abierta» a por la etapa y el liderato abriendo una brecha de 50″ sobre el grupo de los favoritos.

Un cuarteto formado por Mikel Landa (Movistar Team), Michael Woods (Education First), Maximilian Schachmann (Bora Hansgrohe) y Alexei Lutsenko (Astana Proteam), se adelantaron al paquete de favoritos en las rampas finales en busca de Alaphilippe, pero en el descenso fueron absorbidos.

A 5 kms del final Alaphilippe mantenía 37″ de ventaja sobre el grupo de los favoritos, mientras que el líder Teunissen se dejaba más de 2 minutos perdiendo la esperanza de mantener el maillot amarillo.

El duro final no hizo más que certificar la exhibición que estaba dando Alaphilippe coronándose como líder al llegar con 26″ sobre el grupo de los favoritos encabezado por el australiano Michael Matthews (Team Sunweb). El líder Teunissen se dejaba casi 5 minutos en meta, por lo que Alaphilippe se vestía de amarillo con 20″ de ventaja sobre Wout Van Aert (Jumbo Visma).

El resto de favoritos llegaron agrupados, aunque los jueces picaron 5″ beneficiando a Egan Bernal (Team Ineos) y Thibaut Pinot (Groupama FDJ).»Ver clasificaciones aquí.

Mañana martes, se disputará la cuarta etapa de 213,5 Kms entre Reims y Nancy. Una etapa destinada a terminar al sprint, pero habrá que estar atentos a los cortes y caídas provocados por la tensión de la primera semana del Tour. (Ver  el recorrido aquí ).

Síganme en @cicloencicloped y sigan toda la información y actualidad deportiva en @SextoAnillo, en www.facebook.com/sextoanillo o en nuestro Instagram: sextoanillo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *