Análisis Football Americano NFC NFC Este NFL

Dallas Cowboys, la última oportunidad de Jason Garret

La temporada 2018 fue como la noche y el día para los Dallas Cowboys. Después de comenzar la temporada con un record negativo de 3-4, los Cowboys lograron firmar al WR Amari Cooper a cambio de una primera ronda. El precio parecía excesivo pero la temporada cambió por completo. Con Cooper en el equipo, los Cowboys ganaron siete de sus últimos nueve partidos y se llevaron a casa el título NFC este por segunda vez en tres años. En la ronda de Wild Card ganaron el partido de Wild Card en casa contra los Seattle Seahawks (24-22). En la ronda divisional, los Cowboys perdieron ante Los Ángeles Rams 30-22.

Lo más destacado …

A pesar de la constante duda, Dak Prescott tuvo una temporada que igualó su impresionante año de novato siendo nuevamente seleccionado para el Pro Bowl. Prescott lanzó para 22 touchdowns (tercera temporada consecutiva) y fue capaz de completar el 68% de sus pases con tan solo 10 intercepciones. Todo ello a pesar de recibir una cifra muy alta de sacks (56). Estos números dejan a Prescott en una situación bastante ventajosa a la hora de renovar su contrato el año que viene.

Si hay una cosa en la que todo el mundo está de acuerdo es que Ezekiel Elliot es uno de los mejores running back de la liga. Zeke ha corrido para 1434 yardas en 304 acarreos para una media de 96 yardas por partido (liderando la NFL en estas estadísticas a pesar de que no jugar el último partido de la regular season). Pero Elliot también ha mejorado en el juego aéreo, logrando sus mejores marcas personales con 77 recepciones para 567 yardas y 3 touchdowns.

La defensa de los Cowboys ha sido una de las mejores de la liga. El trío formado por DeMarcus Lawrence, Jaylon Smith y el novato Leighton Vander Esch fue uno de los mejores, si no el mejor, en la liga. Sus números en conjunto son espectaculares 325 tackles, 14,5 sacks, 23 tackles por pérdida y forzaron siete pérdidas. Los tres jugaron al menos el 72% de los snaps. El futuro de la defensa es muy prometedor. Lawrence ha recibido el Franchise Tag, Smith es elegible para firmar una extensión de contrato esta temporada baja. Mientras que Vander Esch tiene contrato de rookie hasta la temporada 2022

Lo que hay que mejorar …

La línea ofensiva. La temporada no comenzó bien con la baja del center Travis Frederick, que se perdió la temporada debido al síndrome de Guillain-Barré. Además, el Right Guard Zack Martin y el Left Tackle Tyron Smith otros 2 de los puntales de la línea se perdieron varios partidos por las lesiones. Debido a todo esto, la línea ofensiva (una de las mejores de la liga) fue muy inconsistente durante toda la temporada. Como se ha comentado Prescott recibió una cifra muy alta de sacks (56), si bien algunos de ellos se debieron a que mantuvo la posesión del football demasiado tiempo y otros debido a la línea ofensiva.

El entrenador Jason Garrett nuevamente volvió a generar muchas dudas en el “equipo de América”. Todavía se recuerda su gestión del reloj en la ronda divisional frente a los Rams. Al acabar la temporada, los Cowboys despidieron al coordinador ofensivo Scott Linehan y el entrenador de quarterbacks Kellen Moore ha sido designado coordinador ofensivo. Garrett tiene tan sólo un año más de contrato y está ante su última oportunidad de lograr algo importante con los cowboys. Aunque la creencia general es que la familia Jones no le renovará y le dará los galones a Moore en 2020.

Expectativas para 2019 …

A la espera de la llegada del Draft, los Cowboys han realizado algunos movimientos significativos en su roster. Destaca por encima de todo, la vuelta del gran capitán Jason Witten. Witten ha decidido aparcar su “jubilación” y volver al equipo de su vida. Con su retorno Dak Prescott se asegura tener una válvula de escape. Otra incorporación destacada han sido Randall Cobb que podría cubrir la baja de otro histórico como Cole Beasley.

Un equipo cuyo propietario es Jerry Jones sólo puede tener una expectativa. La más alta, estar en la Superbowl de Miami, cualquier otra cosa sería un fracaso. No obstante, los cowboys deberían aspirar a jugar la final de la conferencia nacional. Eso significaría un paso más respecto al año pasado y podría valer una renovación para el discutido Jason Garret.


Síganme en @lucoiwd y sigan toda la información y actualidad deportiva en @SextoAnillo, en www.facebook.com/sextoanillo o en nuestro instagram: sextoanillo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *