Crónica Rugby VI Naciones

Y St. Patrick se corrió una buena fiesta en Londres

En el estadio de Twickenham, 14:45 hora local, los jugadores totalmente alineados, silencio sepulcral en el estadio, y es que es el momento de los himnos. Suena el Irland’s Call y después God Save the Queen.

Gran ambiente

Los pelos de punta y se masca la tensión. Irlanda, a pesar de ser la ganadora del torneo, no ha cambiado de isla para pasearse, los de Eddie Jones, en la suya, tampoco. Ante su gran público no pueden fallar, están en juego el Honor, el Grand Slam y la Triple Corona, dos títulos que los de la Rosa quieren evitar a toda costa que se los lleven los del Trébol.

Y es que si en ocasiones pasadas, así lo evitaron los boys in green, cuando los de San Jorge lo tenían casi en sus manos, devolverles la moneda era toda una obligación. Así que, ante este aparente ambiente amigable, hoy se respiraba la tensión de las grandes ocasiones. Irlanda en el campo con su mejor XV, Inglaterra que ha abandonado su sistema de doble apertura, Farrell en el diez, y como pareja de centros Te’o y May.

Y es que esta tarde helada en Londres con presencia de nieve, de ser Inglaterra derrotada, hubiese dejado helada la capital inglesa, y eso es lo que pretendían evitar y no fue así: Londres y los ingleses se helaron.

 

Inglaterra 15 24 Irlanda

Primera parte

Sonó el silbato y se dio inicio al partido. Una primera parte que lideró desde el comienzo Irlanda, y es que en el minuto 6 llegaron el ensayo de Ringrose más la transformación de Sexton que ponían el 7-0 en el marcador y demostraban la clara voluntad de ir a por el partido del XV del trébol. Un XV del trébol que no solo demostraba sus destrezas en ataque, sino que además en defensa era capaz de parar la delantera Inglesa. Así que el dibujo de Schmidt superaba de calle al planteamiento de Jones.

Y ello siguió así en el transcurso de los minutos, llegando el segundo ensayo de manos de Stander plantando el oval en la base del poste, despues de una jugada de tiralíneas en la que ha habido un redoble generando desconcierto en la defensa local, poniéndose el marcador en 0 a 14.

Fruto del ensayo de Irlanda, llegó un pequeño resurgimiento de Inglaterra en el campo, que apretando fuerte dentro de los 5 metros de la zona de ensayo irlandesa, logró primeramente el sin Bin de O’Mahony y después el ensayo tras una patada cruzada de Farrell de Elliot Daly aprovechando la superioridad.

La alegría duraría bien poco, y es que seguidamente el control fue retomado por los irlandeses. Con el tiempo cumplido, minuto 42 del primer tiempo: sombrero de Stockdale, avance del oval con un golpe en los muslos y anota el 7° ensayo del torneo (a uno solo del récord de 1914) y poniendo tras la transformación el 5 a 21 en el marcador.

Segunda parte

En la reanudación,  Inglaterra salió más metida en el partido, dominando más el oval, haciendo retroceder la defensa irlandesa. Y los de verde defendiendo duramente, cerrando todos los huecos y eso que Inglaterra lo intentaba por las alas, cubriendo los irlandeses todos los espacios. Y así se llegó al minuto 47, cuando los de verde pudieron zafarse la presión, y siguió el monólogo irlandés. A pesar de ello, el marcador no se movió hasta el minuto 60 con la transformación del golpe de castigo de Murray, siendo contestado en el minuto 64 por el segundo ensayo inglés obra de Daly, que logró también el segundo en su cuenta personal.

Pero el ensayo inglés no desestabilizó a Irlanda que continuó con su juego firme, a verlas venir, y no es que le llegaran muchas, dado que Inglaterra no les puso en apuros, más allà de los 5 últimos minutos, en los que los del XV de la Rosa intentaron lograr su tercer ensayo, que llegó, estéril, en el minuto 82, obra de May.

Un final de partido que los 30 jugadores de campo deseaban que llegase, los ingleses para poner fin a la pesadilla de torneo, pues a falta del partido entre Gales y Francia descansan quintos en la tabla, y los irlandeses para iniciar los festejos por lograr su tercer VI Naciones en los 5 últimos años, la Triple Corona y su tercer Grand Slam de la historia.

Los ojos llorosos de Eddie Jones en la grada eran un poema, y que podríamos titular, el día en que Irlanda iluminó Twickenham.

 

Ficha técnica
Inglaterra: Vunipola (Marler 53′), Hartley (George), Sinckler (Cole 52′), Itoje, Kruis (Launchbury 70′), Robshaw, Haskell, Simmonds (Armand 66′), Wigglesworth (Care 60′), Farrell, Daly, Te’o, Joseph (Ford 55′), May y Watson (Brown 34′)
Irlanda: Healy (McGrath 51′), Best (Cronin 64′), Furlong (Porter 66′), Ryan (Toner 66′), Henderson, O’Mahony (Murphy 74′), Leavy, Stander, Murray, Sexton (Carbery 66′), Stockdale, Aki (Larmour 55′), Ringrose, Earls (Marmion 73′) y Kearny
Tarjetas: Peter O’Mahony (29′)
Árbitro: Angus Gardner
Incidencias: Partido correspondiente a la 5a y última jornada del Seis Naciones 2018.

Man Of the Match: Tadhg Furlong

Síganme en @RugbyMcM y sigan toda la información y actualidad deportiva en @SextoAnillo, en www.facebook.com/sextoanillo o en nuestro Instagram: sextoanillo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *