AFC NFC NFL

La maldición del MVP

A lo largo de la historia de la NFL existe una maldición, como un mal de ojo que se ha repetido en la historia y sobretodo se ha intensificado y se ha hecho evidente en los últimos años de la historia de la Super Bowl. Una maldición que rodea a la figura del elegido como MVP de la temporada regular de la NFL.

Se podría decir que, si quieres que tu franquicia favorita gane la Super Bowl, es mejor que ningún jugador de tu equipo sea proclamado como el MVP o jugador más valioso de la temporada.

Tradicionalmente, el trofeo al MVP de la temporada se otorga el mismo fin de semana en el que se disputa la Super Bowl. Para elegir al ganador se tienen en cuenta criterios como por ejemplo, que se considere al jugador como uno de los mejores de la temporada, entre estadísticas y datos que lo confirmen, así como que también haya tenido un papel determinante en los resultados que ha tenido su equipo durante la temporada regular, sin tener en cuenta los Playoffs.

En los últimos cinco años, los cuatro jugadores que fueron elegidos MVP de la temporada y disputaron la gran final, la perdieron y no pudieron ponerse el anillo en el dedo. Da la casualidad que los cuatro eran Quarterbacks, hagamos un repaso.

Los datos

En el año 2013, Peyton Manning fue elegido por quinta vez como el jugador más valioso de la temporada, ese año, su equipo, los Denver Broncos tenían un ataque apabullante, y el propio Manning había conseguido el record de Touchdowns de pase en la historia de la NFL, con un total de 55. Dos días antes de jugar la Super Bowl fue elegido como el MVP de la temporada.

Llegado el día del partido, los Broncos solo consiguieron anotar un Touchdown y una conversión de dos puntos. La Super Bowl XLVIII fue una de las finales más aburridas que se conocen puesto que el equipo rival, los Seattle Seahawks apalizaron al MVP de la temporada y a su equipo con un resultado final de 43-8 para los Seahawks que se hicieron con el primer anillo de su franquicia.

 

El ganador del MVP de 2013 Peyton Manning, perdió la Super Bowl frente a los Seahawks. Huffingtonpost.com

El año 2014, el elegido como el MVP de la temporada fue Aaron Rodgers de Green Bay Packers, ese año la final la disputaron los Patriots y los Seahawks, y debido a que el MVP no disputó la Super Bowl, la maldición se tomó un año de vacaciones.

En el año 2015 Cam Newton fue seleccionado como el MVP de la temporada y lideró a su equipo, los Carolina Panthers hasta la final. Se enfrentaban a los Denver Broncos, de nuevo, liderados por Peyton Manning. El resultado final fue de 24-10 para el equipo de Denver en la Super Bowl 50.

El pasado año, 2016, los Atlanta Falcons eran un equipo de demolición, pasaban el rodillo con su ataque ante cualquier equipo que se les pusiera por delante. Al frente del ataque y con una temporada espectacular estaba Matt Ryan, que tras 38 Touchdowns de pase fue elegido como no, como el MVP de la temporada.

¿El resultado? Lo podéis imaginar por los precedentes, derrota del equipo que tenía al MVP en sus filas. Los New England Patriots derrotaron tras una remontada espectacular a los Falcons, con un resultado total en la Super Bowl LI de 34-28.

 

Matt Ryan, MVP de la temporada 2016 tras perder la Super Bowl. Slate.com

El pasado sábado, la NFL entregó los premios a los jugadores y entrenadores más importantes y decisivos de la temporada, entre ellos el de MVP. Tom Brady fue elegido como el jugador más valioso de la temporada 2017 imponiéndose al Quarterback lesionado de los Philadelphia Eagles, Carson Wentz, al Running Back de Los Angeles Rams, Todd Gurley y al Wide Receiver de los Pittsburgh Steelers, Antonio Brown.

Un día después, el domingo se disputaba la Super Bowl LII entre los Eagles y los Patriots, y la maldición del MVP se hizo con una nueva presa, Tom Brady, que pese a hacer el record histórico de yardas de pase en una Super Bowl su equipo fue derrotado 33-41 y no pudieron alzarse con la sexta Super Bowl de su franquicia.

 

Cam Newton llegaba a la Super Bowl 50 como el MVP de la temporada y perdió la Super Bowl. si.com

Otras víctimas

Pero Brady y la maldición ya se habían conocido anteriormente. En el año 2007 los Patriots habían logrado lo imposible, esto es, ganar los 16 partidos de la temporada. Se clasificaron para la gran final. Brady fue nombrado MVP y… perdieron la Super Bowl XLII.

¿Otras víctimas de la maldición del MVP?  Año 2005, el Running Back Shaun Alexander fue elegido MVP. Perdió la Super Bowl. El año 2002, Rich Gannon ganó el MVP, y perdió la Super Bowl. Otro caso. En el año 2001, Kurt Warner Quarterback. Ganó el MVP. Perdió la Super Bowl.

En las últimas 17 temporadas, han sido elegidos 11 distintos jugadores como MVP de la temporada, y ninguno se ha hecho con la Super Bowl.

El último jugador que lo consiguió fue Kurt Warner, que en el año 1999 liderando a los Rams, fue elegido como MVP de la temporada y ganó la Super Bowl XXXIV.

No podemos saber si la maldición del MVP se cobrará muchas víctimas más, pero una cosa está clara para los jugadores de la NFL. El equipo que quiera ganar la Super Bowl LIII mejor que no tenga al MVP de la temporada en su equipo.

 

*Foto Portada: Tom Brady, jugador más valioso de la temporada 2017, tras perder la Super Bowl de este año. Fuente: as.com

Sígueme en  @galvarez_28 y sigue toda la información y actualidad deportiva en @SextoAnillo, en nuestra cuenta especializada en NFL: @sextoanillonfl, en Facebook: www.facebook.com/sextoanillo o en nuestro Instagram: sextoanillo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *